martes, 9 de septiembre de 2014

Cómo sobrevivir en Islandia (Segunda parte)

Antes que nada, pido perdón por el retraso de esta segunda parte de la entrada.
Mi trabajo, relacionado en parte con el turismo, me ha absorbido todo el verano y lo que me queda hasta finales de septiembre... Hoy ya no sabía si pedir vacaciones o tirarme por la ventana, pero me he acordado de que tenía que escribir la segunda parte de esta entrada y eso me ha salvado la vida.

En la primera parte recomendé 10 sitios que cualquiera que visite Islandia debería ver. Pues bien, ¡eso eran solo las recomendaciones para la mitad de la isla, majete! Así que vamos a por la otra mitad.


11. Jökulsárlón

También conocido como "el lago helado", ya que se formó a partir del hielo que se fue derritiendo del glaciar que hay justo detrás, el Breiðamerkurjökull. 
Junto al lago hay una caseta donde organizan paseos en barco por el lago, aunque realmente no es muy grande; no puede ser un paseo muy largo...

Nosotros llegamos a última hora de la tarde, cuando había poca gente y ya no había barcos. Personalmente me alegro mucho, ya que hubiese sido una pena que estropeasen esa vista tan maravillosa. Además la luz era increible.
No sé ni cómo describir este lugar. Desde la orilla del lago se ve una de las lenguas (Breiðamerkurjökull) del inmenso glaciar Vatnajökull, el más grande de Islandia y el segundo más grande de Europa (el más grande se encuentra en Noruega), que desemboca en el lago. Témpanos de hielo grandes y pequeños que se han desprendido del glaciar flotan en el lago y la corriente los arrastra a las orillas del lago. Otros continúan su camino hacia el mar por el río más corto de Islandia, el Jokulsá, de apenas kilómetro y medio de largo. El espectáculo de las olas chocando contra estos pequeños icebergs barados en la playa también merece una visita.
El lugar transmite una gran sensación de calma, supongo que por lo solitario y salvaje que es.

De camino a Jökulsárlón, si viajas de oeste a este, hay varias lenguas del glaciar Vatnajökul muy próximas a la carretera principal a las que se puede acceder fácilmente. ¡Ojo! Solo para verlas de cerca, no para hacer el mono por el glaciar. Aunque parezcan moles indestructibles, hay que recordar que los glaciares están en constante cambio. Se van derritiendo, nieva y llueve encima o caen rocas sobre él; por lo que la superficie es muy inestable y peligrosa. Pero acercarse a ver las lenguas merece la pena.
 
Varnajökull
Una de las lenguas de Vatnajökull de camino a Jökulsárlón


Vatnajökull Lengua
Otra lengua, esta vez de cerca

Jökulsarlon
Jökulsárlón

Vatnajökull hielo
Témpanos de hielo en la playa

12. Paso de montaña de Austurland

La región este de Islandia llamada Austurland ("tierra del este", muy original) se caracteriza por la alta e interminable cordillera que sigue la línea de la costa. 
La carretera principal evita las montañas en la medida de lo posible; sin embargo hay una zona en que el glaciar del interior (el Vatnajökull. Sí, todavía seguimos rodeándolo) y las montañas de la costa se unen y no quedó más remedio que hacer pasar la carretera junto a un fiordo que se adentra en un estrecho valle, al fondo del cual hay un paso de montaña impresionante.
En cuestión de 20 minutos pasas de estar en una inmensa llanura junto al mar y unas montañitas de fondo, a estar totalmente rodeado de metros de altura de nieve, niebla y un viento como no había visto en mi vida (pero que fue superado más adelante en el viaje). Es como viajar a otro mundo. Impresionante.

Austurland
Vista del valle (¡ojo con la carretera!)
Austurland
Y aquí está la nieve prometida

13. Selfoss

¡Demasiado tiempo sin ver una cascada! Esta es otra de las más famosas de Islandia y, a pesar de haber visto ya unas 500 cascadas, no dejó de impresionarnos.

El agua prácticamente se confunde con la nieve. Incluso acercándote al borde del cañón en que se encuentra el río es difícil ver dónde acaba la cascada. Hay que tener mucho cuidado con dónde pisas, eso sí, pero es espectacular.

Selfoss

Selfoss


14. Krafla y Námafjall

Pues aquí es donde vi (¡y sufrí!) el viento más fuerte de ni vida. De camino a la caldera Krafla me pregunté varias veces qué se me había perdido ahí y por qué no me había quedado en el coche calentita en lugar de torturarme arrastrándome ladera arriba sin poder casi abrir los ojos, pero ahora me alegro de haberlo hecho.
En la caldera del Krafla hay un famoso laguito verde. Nosotros lo vimos congelado, pero no por eso dejó de ser una estampa preciosa.

Krafla se encuentra en una zona de gran actividad geotérmica donde hace años se construyó una central para aprovechar esa energía. No muy lejos, hay un sitio tan asombroso como asqueroso, pero al que vale la pena echarle un vistazo. Es Námafjall: minivolcanes de lodo y sulfuro y cosas que no sabemos ni queremos saber qué son. A menos que seas geólogo, en cuyo caso quizás te interese pasar ahí un día entero. Da la extraña sensación de que la tierra está enferma y tiene erupciones de algo que huele muy mal.

Lago helado Krafla
Lago helado en Krafla (¡fíjate en las personitas al borde de la caldera a la derecha de la foto!)


Lago helado Krafla
Námasfjall

 

15. Dimmuborgir  


Si eres fan de la música metal, sea lo que sea este sitio, tienes que ir a hacerte un foto con el cartelito... y lo sabes.
Si no lo eres, el nombre te sonará rarísimo. Y eso es lo que es: un sitio rarísimo.
Un extenso parque lleno de formaciones rocosas volcánicas que parecen formar una ciudad. Hay varias rutas para recorrer el parque (tres, si mal no recuerdo) y en cada una hay diferentes "monumentos" destacados; formaciones de la roca famosas por sus formas, que recuerdan a cosas como una iglesia, por ejemplo. El lugar es fuente de leyendas que incluyen trolls, gigantes y elfos.

Dimmuborgir


16. Lago Mývatn y alrededores

La zona del lago Mývatn bien merece dedicarle un par de días. Se trata de un parque nacional que incluye atracciones como Dimmuborgir, el propio lago, un parque natural en que se pueden observar muchos tipos de aves y una zona de pseudocráteres.
Los pseudocráteres son pequeños montículos con forma de volcán (¡no minivolcanes!) que sobresalen de las aguas del lago o se encuentran a las orillas de este, ofreciendo un paisaje muy poco habitual.
En la ciudad del mismo nombre que el lago hay una piscina termal, Mývatn Natura Baths, no tan agradable como la del Blue Lagoon, pero con unas vistas espectaculares del entorno y, claro, más barata.

Lago Myvatn
Esta de la piscina soy yo disfrutando después de sufrir en las aguas gelido-ardientes de la izquierda

Lago Myvatn
Vista del lago desde el parque natural

Lago Myvatn
Pseudocráteres

17. Goddafoss

Sí, señor. Otra cascada. Mi favorita después de Svartifoss (esa cascada es insuperable, es de cuento).
En realidad son tres cascadas en una. Dos grandes cascadas franquean a una más pequeña formando una especie de altar natural. Su nombre, que significa "cascada de los dioses", proviene de una historia/leyenda que cuenta que alrededor del año 1 000, cuando el por entonces "presidente" de Islandia se convirtió al cristianismo, lanzó a la cascada sus estatuillas de dioses paganos.

Godafoss Islandia


18. Parque nacional de Snæfellsjökull y alrededores

Es un parque inmenso y con muchas cosas que ver por la zona. Si no vas apretado de tiempo, recomendaría dedicarle un par de días.
Como curiosidad, en ese parque se encuentra el punto más al oeste de Europa.

Entre los lugares más destacables se encuentra la montaña Kirkjufell ("la montaña iglesia"), famosa por su forma puntiaguda y llamativa porque está dentro del mar. Se encuentra al noreste del parque, todavía fuera de él.

Kirkjufell Islandia
Kirkjufell

Otro punto de interés, esta vez no natural, es la torre de radio de Hellissandur, que con 412 metros de altura es la estructura más alta de Europa occidental.

Hellissandur Islandia
Estación de radio de Hellissandur

Al sur del parque nacional hay una famosa ruta para caminar entre Arnarstapi y Hellnar. No nos dio tiempo a explorarla, porque íbamos con prisas al ser nuestro último día, pero de bien seguro merece la pena, porque bordeamos la costa en coche y paramos en un par de sitios y el paisaje es precioso, con el mar a un lado y el glaciar de Snaefellsjokull presidido por el volcán al otro. 

Al sur del parque se encuentra Rauðfeldsgjá, una estrecha grieta en una pared de roca por la que corre un riachuelo. Es posible entrar por la abertura y aventurarse a las profundidades de la Tierra, pero más vale que estés un poco en forma y lleves ropa impermeable si quieres sobrevivir a la expedición. En un punto del camino hay una cuerda para subir la pared, pero no llegamos más allá porque no íbamos preparados. Si te gusta la aventura, este sitio promete. Hay una leyenda que cuenta que un troll habitaba esa cueva

Snæfellsjökull Islandia
La entrada pasa desapercibida

Snæfellsjökull Islandia

Snæfellsjökull Islandia
¿Te atreverías a subir por ahí?


Hasta aquí lo indispensable de Islandia, aunque el país es todo un espectáculo, pases por donde pases. No te va a decepcionar.
Para acabar la entrada dejo algunos facts e información sobre el país:


Moneda:
Islandia no forma parte de la Unión Europea, ni ganas. La moneda es la corona islandesa, que tiene mucho menos valor que el Euro (1€ = 153ISK, aprox.), por lo que es bastante lío calcular los precios. Cuidadín con esto, porque que la moneda tengo menos valor de mercado no quiere decir que sea un país pobre, ni mucho menos. Prepárate para precios parecidos a los de Noruega (quizás algo más bajos).

Comida:
En Islandia comen cosas raras, para no faltar a la rareza general del país. 
Por supuesto se come mucho pescado. Es muy popular el Harðfiskur, pescado seco envasado que se como como pipas, básicamente (¡lo venden hasta en las gasolineras!). Otra "delicia" de la cocina islandesa es el Hákarl,carne de tiburón curada (se entierra con ácido). Al parecer tiene sabor a amoníaco. Por suerte íbamos avisados y no lo probamos.
Los lácteos también son un producto muy importante en Islandia. Tienen todo tipo de yogures, leche y quesos, que nunca antes habías visto. Lo más popular es el skyr, una especie de yogur líquido con un sabor algo más fuerte que los yogures a los Danone a los que estamos acostumbrados y disponible en cualquier sabor que te puedas imaginar. ¡Riquísimo! Es indispensable probar aunque sea uno.

Entre los platos típicos también está el cordero ahumado, el reno, el puffin (un pájaro muy mono parecido a un pingüinito) y la ballena, aunque ahora su caza está muy restringida.


Puffin
Puffin antes de ser devorado por islandeses hambrientos
(Esta foto es de la entrada de Wikipedia. Por desgracia no vimos ninguno)



Datos curiosos:

- En Islandia se cultivan plátanos. El invento, como era de esperar, no tuvo mucho éxito, pero ahí siguen.
Lee este artículo si te ha picado la curiosidad.
- La zona de Rauðfeldsgjá ( la de la cueva del troll) sirvió de inspiración a Jules Verne para escribir Viaje al centro de la Tierra
- El C117-D estrellado de Sólheimansandur aparece en un episodio de Man vs. Wild de Bear Grylls (Fire and Ice)
- Islandia ha sido escenario de numerosos rodajes de series y películas:

Hostel 2 (Blue Lagoon)
Star Wars Episode VII
Game of Thrones

En el lago de Jökulsárlón: Beowulf & Grendel, Tomb Raider, Muere otro día y Panorama para matar (007) y Batman Begins.

- ¡En Islandia también hay arte! Es la tierra natal de músicos tan famosos como Björk y Sigur Rós.




Espero que hayas disfrutado de este megaresumen del viaje y que te hayan entrado ganas de ir, porque de verdad merece la pena.

Si tienes alguna pregunta, ¡adelante! Intentaré no tardar tanto en responder a los comentarios como en publicar esta segunda entrada =)


---

Podéis ver otra ruta por Islandia (¡en autoracavana!) en el blog de nuestro #postamigo:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 comentarios:

  1. Tenía ganas de seguir leyendo sobre Islandia.. me parece un país increíble. Nosotros ya os conté que queremos ir el próximo año, si pudiese ser a finales de septiembre o primeros de octubre para tratar de ver auroras boreales, sería genial que tuviésemos esa suerte! Si al final viajamos volveré a leerme el post para tener todos los datos recientes! Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. Que maravilla de lugar y como siempre que buena entrada!
    Tengo que leer la otra entrada que se me pasó por alto.
    Un saludo
    Carmen

    ResponderEliminar

Comenta, ¡queremos saber qué te ha parecido!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...